miércoles, 8 de julio de 2009

EL NIÑO DE SLUMDOG ABANDONA CHABOLA



El niño de «Slumdog Millionaire» abandona la chabola

Cuando Azharuddin Ismail finalice una actuación en Hong Kong o un pase de modelos en la Semana de la Moda India no regresará a una chabola en la barriada de Garib Nagar -en hindi barrio de pobres-, ni tampoco empezará el día con golpes de la policía para que desaloje el cúmulo ilegal de chapa y madera en que consistía su vivienda. A partir de ahora la joven estrella cinematográfica de «Slumdog Millionaire» tiene un techo sobre su cabeza y lujos inimaginables como agua corriente y electricidad.
No ha ganado el concurso televisivo ¿Quién quiere ser millonario? como su hermano de ficción en la gran pantalla Jamal Malik, aunque su vida no desentona del todo con la historia del niño de chabolas que alcanza fama y riqueza. Ismail, de 10 años, y su familia no se han convertido en ricos, pero se han mudado a un apartamento de 25 metros cuadrados en una zona acomodada de Bombay, cerca de Juhu, donde residen algunas de las estrellas de Bollywood. El Fondo Jai Ho, creado por los productores de la oscarizada «Slumdog Millionaire» para financiar la educación de los niños, desembolsó algo más de 30.000 euros por la vivienda.
«Me gusta, es realmente bonita. Pero echaré de menos a mis viejos amigos de Bandra. Quizás les visite de vez en cuando», afirmó un sonriente Azhar a Reuters. «Hemos vivido en la calle tantos años. Nunca hubiera soñado que tendríamos un techo», señaló la madre del pequeño, Shameem, poniendo de manifiesto el sentir de la mitad de los 17 millones de habitantes de Bombay, que viven en chabolas.
«Hemos vivido en la calle tantos años. Nunca hubiera soñado que tendríamos un techo»
El director británico Danny Boyle, criticado por explotar a los niños, anunció la adquisición de la casa después de que el pasado mayo las autoridades de Bombay derribasen su chabola, junto con la de otros 20 niños que aparecían en la cinta, entre ellos Rubina Ali. Mientras la niña asiste a la presentación mundial de su biografía «El sueño de Rubina» en París, el Fondo Jai Ho le busca piso.
La vida de Azhar y Rubina se ha dividido entre el glamour y la pobreza desde que participaron en «Slumdog Millionaire», cinta que obtuvo ocho Oscar y ha recaudado 200 millones de euros. Pisaron la alfombra roja de Hollywood, donde estrecharon las manos de estrellas mundiales que ellos no conocían. Desfilaron en la Semana de la Moda India vistiendo ropas exclusivas. Recibieron llamadas de políticos para que formaran parte de la campaña electoral de las elecciones generales.
Recibieron llamadas de políticos para que formaran parte de la campaña electoral de las elecciones generales, pero siempre regresaban a la chabola
Pero siempre regresaban a la chabola y las casas prometidas por el Gobierno de Bombay por «enorgullecer al país» caían en el olvido.
Rubina se ha convertido en la persona más joven con autobiografía. Escrita a seis manos junto con la periodista india Divya Dugar y la francesa Anne Berthod, el libro narra su periplo desde las chabolas a Hollywood y asegura que su padre nunca intentó venderla.
«Me llamo Rubina Ali. No sé qué día nací y mi padre tampoco, pero sé que tengo nueve años. He vivido siempre en el poblado de chabolas situado al este de Bandra», comienza la biografía. Con un poco de suerte cuando vuelva de su suite en París tendrá una casa esperando en Bombay.