jueves, 15 de enero de 2009

DESAFORTUNADAS DECLARACIONES


Pakistán califica de "muy desafortunadas"
las declaraciones de líderes indios
ISLAMABAD, -- Pakistán expresó el miércoles su indignación y calificó de "muy desafortunadas" las declaraciones de diversos líderes indios con respecto a la ruptura de relaciones y a mantener abiertas las opciones militares, informó el jueves el diario local The Nation.
Las declaraciones emitidas por altos altos cargos tanto del terreno político como del militar de la India con respecto a la ruptura de las relaciones comerciales, de transporte y de turismo y a mantener abiertas las opciones militares fueron de lo más desafortunadas, afirma el Ministerio de Relaciones Exteriores de Pakistán en una declaración.
El jefe del Estado Mayor del Ejército de la India, Deepak Kapoor, afirmó que el ejército indio está preparado para atacar a Pakistán en cualquier opción, pero que el gobierno de la India tomaría la última decisión al respecto, según The Nation.
"Pakistán sigue haciendo todo lo posible para reducir las tensiones en el sur de Asia y ha manifestado en varias ocasiones que está dispuesto a aumentar su cooperación con el gobierno de la India con respecto al asunto de Mumbai", afirma la declaración.
El primer ministro de Pakistán, Yousaf Raza Gilani, informó el martes a la Asamblea Nacional de que la información recibida desde la India había sido entregada al Ministerio del Interior para ser investigada, de acuerdo con la ley, y que los resultados serían comunicados al gobierno indio, añade la declaración.
"El portavoz de la Oficina de Asuntos Exteriores lamenta que en lugar de dar una respuesta a las propuestas constructivas ofrecidas por el gobierno pakistaní con respecto al incidente de Mumbai y la oferta de cooperación seria, substancial y pragmática por parte de Pakistán para luchar contra el terrorismo en la región, la India sigue fomentando las tensiones, lo que no ayuda en absoluto a la causa de la paz y la estabilidad en la región, ni a los esfuerzos generales para luchar contra el terrorismo", reza la declaración.
En lugar de organizar un campaña diplomática y política contra Pakistán, sería mejor que los dos países colaborasen para superar los actuales problemas a los que se enfrenta la región, afirmó el portavoz, añadiendo que entrar en el juego de culpar a la otra parte es contraproducente.