domingo, 21 de diciembre de 2008

INMIGRANTES EN GRECIA


Los inmigrantes se manifiestan y
los estudiantes siguen movilizados en Grecia

Los inmigrantes se disponían a manifestarse este sábado en Atenas mientras los jóvenes continuaban muy movilizados, dos semanas después del deceso de un estudiante, muerto por un balazo policial, que desencadenó manifestaciones sin precedentes y debilitó al actual Gobierno de derecha.
Las organizaciones de inmigrantes y antirracistas se reunirán el sábado de tarde ante la Universidad de Atenas, en el centro de la capital. Más de un millón de inmigrantes viven en Grecia -aproximadamente el 10% de la población- y cerca de 200.000 se encuentran en situación irregular.
El número de clandestinos, además, ha continuado aumentando en los últimos meses, con numerosas llegadas procedentes de Pakistán, Afganistán e Irak. Después de dos semanas de manifestaciones casi cotidianas los estudiantes de enseñanza secundaria y superior se reunirán para tomar decisiones sobre la continuación de su movimiento tras las vacaciones de Navidad.
Otro incidente, durante el cual un estudiante de secundaria de 16 años, hijo de un sindicalista y docente conocido, fue ligeramente herido de bala el miércoles por una persona no identificada, aumentó la cólera de los jóvenes.
Según estas fuentes, unos 700 institutos y varias universidades del país siguen ocupados. Por su parte, el ministerio de Educación aseguró que sólo un centenar de institutos están ocupados.
Este sábado está previsto un mitin de estudiantes, que ocupan la Escuela Politécnica de Atenas, donde se registraron varios incidentes violentos, que está ubicado en el céntrico barrio de Exarchia, donde un policía mató a Alexis Grigoropoulos, de 15 años, el 6 de diciembre.
Por su parte, los inmigrantes se congregarán ante la sede de la Universidad de Atenas, en el centro de la ciudad, para protestar contra "el pacto europeo sobre la inmigración y el asilo".
El viernes, un mitin convocado por los sindicatos y un concierto organizado por las coordinadoras de los estudiantes de la enseñanza secundaria y universitaria en Atenas, que duró hasta entrada la noche, se desarrollaron en calma.
La normalidad parece volver a Atenas y otras ciudades sacudidas por esta movilización, que inmediatamente tomó un cariz social, cuando los partidos de la oposición de izquierda y los sindicatos se lanzaron a las calles, criticando "la mala formación y organización de la policía".
Esta movilización tomó un cariz social mientras el Parlamento se dispone a votar el domingo el presupuesto para 2009, considerado demasiado "austero" por la izquierda y los sindicatos griegos. Sin embargo, en la Plaza Syntagma, frente al Parlamento, en pleno centro de la capital, parecía dominar el ambiente festivo de Navidad.