domingo, 9 de noviembre de 2008

SEIS RESIDENTES DE CETI DESEAN SER REPATRIADOS


Seis residentes en el CETI solicitan a las autoridades ser repatriados a la India
Escrito por Juanjo Oliva
domingo, 09 de noviembre de 2008
Seis residentes en el Centro de Estancia Temporal de Inmigrantes, CETI, han formulado una solicitud formal ante la Delegación del Gobierno, a través de la Policía Nacional, para ser repatriados a la India tras pasar en la ciudad una media de año y medio. La representación de la Administración central en la ciudad ha emitido el documento que confirma los datos personales proporcionados por dos de ellos, Hosiyar Singh y Vikram Jeet, para proceder a su repatriación en próximas fechas. Los cuatro restantes aseguraron haber enviado su documentación a la Jefatura Superior y no haber recibido respuesta al respecto.
Hosiyar Singh, portavoz del grupo, ya comunicó esta “decisión” hace un año a las autoridades españolas, pero la respuesta de la Oficina de Extranjería fue “negativa” porque su documentación se reducía a una “fotocopia del pasaporte” que le fue robado en Marruecos, en palabras de este ciudadano indio.Este caso, poco usual en el CETI, trajo a la ciudad a una delegación de la Embajada de la India, en concreto dos funcionarios que, acompañados de efectivos de la Policía Nacional, procedieron a entrevistarlos el pasado octubre, según fuentes policiales. Como ya informara ‘El Faro’, una de las preguntas planteadas en el cuestionario era relativa a si quieren volver a la India. Los diplomáticos, que mantuvieron encuentros con un total de 35 personas procedentes de Bangladesh, India y Paquistán, examinaron la veracidad de los datos que proporcionaron en su declaración ante la Policía Nacional, según fuentes próximas a la visita de la representación de la embajada india en España.La Delegación del Gobierno, finalmente, ha emitido un documento de ‘Rectificación de error de hecho y resolución de expulsión en régimen general’ para dos de ellos que confirma los datos personales proporcionados por la delegación de la Embajada de la India que reconoce esta nacionalidad a estas seis personas.Los clandestinos que llegan a la ciudad no suelen dar su verdadera identidad para evitar que las autoridades de sus países los reconozcan como ciudadanos y sean repatriados. Según confesaron los seis indios, ellos también emplearon esta artimaña para obstaculizar el procedimiento de las autoridades españolas.Esas falsas identidades supusieron, hasta la emisión de este último documento, un argumento en contra de su solicitud de repatriación ya que estaban registrados con datos proporcionados erróneamente a propósito. Ahora, la Oficina de Extranjería conoce sus nombres completos, filiación y domicilio en la India, por lo que su vuelta se desarrollará con plenas garantías.El último informe estadístico de la Delegación del Gobierno a propósito de los residentes en el CETI, estima que acoge a unos 45 asiáticos dentro de un censo de 360 personas aproximadamente, es decir, cerca del 13 por ciento de los inmigrantes proceden de Asia. Por nacionalidades, 30 son indios, 12 son paquistaníes, dos iraquíes y uno bangladeshí, según datos proporcionados por la reprsentación de la Administración central en la ciudad.La visita realizada por el personal de la embajada de la India se produjo sobre las 7.00 de la mañana, según relataron los seis indios, contó con un despliegue policial de unos 22 agentes de la Unidad contra redes, inmigración ilegal y falsedades documentales, UCRIF, que rodearon el centro del Jaral y bloquearon la entrada con dos furgones, añadieron en sus declaraciones. “Nadie podía salir del CETI mientras los diplomáticos indios estuvieran haciendo su trabajo”, explicó Hosiyar Singh.Los nombres de estos solicitantes de repatriación son, además de Hosiyar Singh que ha pasado dos años en la ciudad; Vikram Jeet, cuya estancia se prolonga el mismo periodo; Kashmir Singh, que vive en el CETI desde hace 23 meses; Jutinder Singh, que también asegura llevar en Ceuta dos años; Harjit Singh, que ha esperado durante un año y tres meses, y para finalizar Mandeep Singh, que llegó hace algo más de un año.Estos son los protagonistas de una transformación en los flujos migratorios: los inmigrantes, atrapados en la ciudad y sin posibilidad de alcanzar europa, prefieren resignarse y volver a sus países, donde la familia les espera.
Kashmir Singh "Mi hermana no puede casarse hasta que vuelva”
Procedente de Punjab, Kashmir Singh, tras 23 meses de espera en la ciudad, se ve obligado a volver a casa porque su hermana se va a casar y es una “costumbre de mi región que todos los hermanos se reúnan en ese día para la celebración”, explicó a través del portavoz.
Harjit Singh "Mi padre es viejo y no puede trabajar, pero yo sí”
Harjit Singh llegó a la ciudad junto a Mandeep Singh. Según relata, la situación en su hogar ha cambiado: “Mi padre es viejo y no puede trabajar, pero yo sí, por eso quiero volver”, confiesa. El denominador común de la solicitud de este grupo es la prolongada espera que ha acabado con sus esperanzas.
Hosiyar Singh “Perdonen que viniera sin permiso, pero devuélvanme a mi país”
El portavoz del grupo, Hosiyar Singh, insiste en que España es “un gran país para vivir” y destaca el “buen trabajo” que el personal del Centro de Estancia Temporal de Inmigrantes, CETI, hace por ellos, sin embargo, aclara que su principal objetivo es “volver a casa”. “Perdonen que viniera sin permiso, pero devuélvanme a mi país”, sentencia este indio originario de Haryana y pionero en esta reivindicación, como asegura. Asegura que su madre está enferma y la familia necesita de su ayuda.