domingo, 21 de septiembre de 2008

PAKISTAN NO TOLERARA MAS A INDIA


Pakistán no tolerará incursiones en su territorio
ISLAMABAD (Reuters) - Pakistán no tolerará ninguna violación a su soberanía en nombre de la lucha contra el terrorismo y debe erradicar la insurgencia, dijo el sábado el presidente Asif Ali Zardari.
Zardari, viudo de la asesinada ex primera ministra Benazir Bhutto, también declaró en su primer discurso ante el Parlamento en conjunto que el país necesitaba estar en paz con sus vecinos y que las relaciones con su rival India deberían ser "reinventadas creativamente".
Zardari ganó el este mes las elecciones presidenciales para reemplazar a Pervez Musharraf, un firme aliado de Estados Unidos que dimitió en agosto bajo amenaza de impugnación en su contra.
El mandatario también es cercano a Estados Unidos y previamente mantuvo el compromiso de Pakistán con la campaña de Washington contra la militancia islámica, pese a que es bastante impopular entre muchos paquistaníes.
Estados Unidos y Afganistán afirman que la red Al Qaeda y militantes talibanes operan fuera de sus bastiones en las remotas tierras de la etnia Pashtun, en el lado paquistaní de la frontera afgana.
Frustrado con la fortalecida insurgencia de los talibanes en Afganistán, Estados Unidos ha intensificado sus ataques contra militantes en Pakistán, llevando a cabo este mes seis ofensivas con misiles y un asalto con helicóptero en la zona.
Los ataques de Estados Unidos han enfurecido a muchos en Pakistán, que también lucha contra los militantes, y el Ejército ha anunciado que se defenderá ante una agresión a lo largo de su frontera.
Sin embargo, un alto funcionario paquistaní dijo a Reuters que un ataque con misil que causó la muerte el miércoles a cinco milicianos fue el resultado de una operación entre Washington e Islamabad en la que se compartió información de inteligencia.
El presidente no se refirió directamente a los asaltos de Estados Unidos, y tampoco a alguna potencia en particular.
"Nosotros no toleraremos la violación de nuestra soberanía e integridad territorial por parte de ninguna potencia en nombre de la lucha contra el terrorismo", sostuvo Zardari.
Al mismo tiempo, dijo, Pakistán debe detener a los extremistas que usan el territorio para ataques contra otros países.
"Pido al Gobierno que sea firme en su determinación de no permitir el uso de su suelo para realizar actividades terroristas en contra de cualquier otro país", aseveró el presidente.
India acusa a Pakistán de armar, entrenar y enviar insurgentes a través de su frontera a la región de Cachemira, donde milicianos han estado luchando contra las fuerzas de seguridad de Nueva Delhi desde 1989.
Pakistán afirma que sólo ofrece apoyo político a lo que considera como una legítima lucha por la libertad, impulsada por la mayoría musulmana de Cachemira.
"Debemos erradicar el terrorismo y el extremismo donde quiera y cuando sea que asomen sus feas cabezas", declaró Zardari.